Contemplando el firmamento

Contemplando el firmamento

“Yo soy el camino, la verdad y la vida” (Juan 14: 6)

Creo que muchas veces me he dejado llevar por el vertiginoso ritmo que lleva esta sociedad. A pesar de que he dicho: “no seré como este sistema quiere”, sin darme cuenta he subido a la cinta de la producción en serie que nos viste, nos alimenta y nos señala que pensar, decir y hacer. Mientras voy a la universidad luchando por no dormir y bajar donde corresponde, solamente escucho las voces de las personas que van al interior de la locomoción en conversaciones que se repiten día tras día; los demás vehículos que en su incesante ir y venir forman parte principal de un paisaje rutinario y descolorido.

Entre correr y correr por las cosas que hemos de hacer, no hay tiempo para detenerse. Sin embargo, cuando lo hago, cuando logro hacer la pausa en medio de la calle, es inevitable mirar el cielo. Darme cuenta de que hay dos mundos muy distintos divididos por el horizonte.

Cuando el sol comienza a descender es inevitable mirar a mí alrededor como las personas hacen sus cosas sin reconocer lo que sucede sobre sus cabezas. Lo que ocurre forma parte de uno de los espectáculos más impresionantes que puedan existir. Con majestuosa armonía, el resumen del día, la sinfonía más colorida para un agónico letargo sobre ese horizonte comienza a sonar. El cielo anuncia que el telón por hoy se baja para que la noche haga su función. Es allí cuando mi afición al arte comienza a surgir.

¡Qué despampanante derroche de talento existe en aquel telar! Colores que son incontables, que nuestros ojos no son capaces de distinguir, son puestos gloriosos en aquel bastidor. Todos los días un cuadro distinto. Ninguno se repite. En mi interior sé que esto no surgió por casualidad. Alguien tuvo que haber pintado esto, alguien decoro la gran extensión del firmamento para mí y para ti. Y buscando hallo la respuesta.

La Biblia nos enseña que es Dios el que hizo y hace estas cosas. Por amor a mí cambia el escenario de los días y los inunda de luz y color. Por amor a ti presenta su poder y perfección. Pero, no te has preguntado alguna vez ¿existe algo más maravilloso y duradero que esto? Si Dios hace esto ¿por qué no dura para siempre? ¿Por qué debe acabar? Lo bello de este mundo es sólo una pizca de lo que Dios ha hecho. Jesús al hablar a sus discípulos dijo: “…voy, pues, a preparar lugar para vosotros” (Juan 14: 2)… ¿te imaginas cómo es?… “Entonces vi un cielo nuevo y una tierra nueva, porque el primer cielo y la primera tierra habían pasado” (Apoc. 21: 1) ¿un cielo nuevo? ¡Increíblemente mejor que el actual! En Apocalipsis capítulo 21 se nos describe una ciudad gloriosa, sin comparación alguna, algo que al leer la descripción no podrás imaginar. “Tenía la gloria de Dios y su fulgor era semejante al de una piedra preciosísima” (vers. 11). “La ciudad no tiene necesidad de sol ni de luna que brillen en ella, porque la gloria de Dios la ilumina y el Cordero es su lumbrera.(vers. 23). Que deseos de hacer un alto en aquella ciudad ¡Pero qué digo! Deseos de vivir allí, donde no hay bocinas, donde no tengo que preocuparme de los ladrones, no hay contaminación. No habrá más guerras ni los niños morirán de hambre. Podré descansar del trabajo y el estrés, donde “ya no habrá más muerte, ni habrá más llanto ni clamor ni dolor, porque las primeras cosas ya pasaron” (vers. 4). Aquella es la morada que Cristo preparó para nosotros y todo aquel quiera ir allá. El Señor Jesús nos invita a aquella ciudad donde “sus puertas nunca serán cerradas de día, pues allí no habrá noche.” (vers. 25).

“Allí no habrá más noche; y no tienen necesidad de luz de lámpara ni de luz del sol, porque Dios el Señor los iluminará y reinarán por los siglos de los siglos.” (Apoc. 22: 5)

¿Te gustaría conocerla? ¿Sabes cómo llegar? No te preocupes, el Señor te dice: “Yo soy el camino, la verdad y la vida (Juan 14: 6).

Ahora “…sabéis el camino”

¡Dios te bendiga!

DESCARGAR EL TEMA: Contemplando el firmamento

http://necesitoacristo.com/contemplando-el-firmamento/

 

Article by juangutierrezq

Felizmente casado, Fan de , Ingeniero, actualmente trabajando Project Manager y obrero honorífico de sitio @necesitoacristo dot com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.